Menu

loading...

Producción (32)

Engorde estival de novillos en pastoreo sobre sorgos forrajeros con suplementación proteica

El aumento del precio y renta de la tierra, el creci­miento del área agrícola y forestal y la demanda de carne bovina de calidad por parte de los mercados más exigentes de exportación inciden en la búsqueda de mejora de la productividad y eficiencia de la ganadería, con el objetivo de obtener sistemas pro­ductivos más sostenibles.

Leer más ...

Forjando su futuro - El valor de una becerra saludable

En un esfuerzo constante por mejorar la producción y efi­ciencia del ganado lechero, productores y veterinarios constantemente evalúan factores conocidos por su influencia en la pro­ducción como es la nutrición, la repro­ducción, el estrés en los animales, la salud de la ubre, la condición de las pe­zuñas, entre otros. La gran mayoría de los productores también reconocen la gran influencia en la producción láctea que tiene el periodo seco y una exitosa transición durante el parto. Cualquier enfermedad metabólica durante este periodo tendrá un efecto durante toda la lactancia de ese animal. Con este conocimiento es necesario preguntarse ¿Qué otras enfermedades tienen un efecto prolongado en la productividad del ganado?

Leer más ...

Estrés calórico. Enfriamiento de vacas mediante la combinación de mojado y ventilación forzada

El estrés calórico afecta de forma severa el confort del ganado lechero, condicionando negativamente la producción, la salud, la reproducción y la calidad de la leche. Las pérdidas asociadas sólo a la reducción de la producción fueron estimadas en 75-80 millones de dólares por año. Este monto se duplicaría si se consideraran el resto de los problemas mencionados.

En este sentido, sólo queremos recordar lo sucedido en el verano 2013-14:

Comportamiento horario del ITH en diferentes localidades del país (Rafaela, Manfredi, Trenque Lauquen, Concepción del Uruguay)

En enero de 2014, los animales sufrieron estrés por calor por más de 18 horas al día y, particularmente en Rafaela, lo soportaron todo el día. En estas condiciones, las posi­bilidades de recuperación son casi nulas y los efectos inmediatos y de largo plazo, fueron muy marcados.

Por lo tanto, es necesario adoptar un conjunto de medidas de adaptación para minimizar el efecto del estrés calórico:

                        - Sombra artificial en corral de espera.

                      -  Sombra en potreros y lugares de encierro de animales.

                       -  Enfriamiento a través de siste­mas de aspersión y ventilación.

                        - Agua de calidad en cantidades suficientes.

                        -  Dieta adaptada, mejorando su calidad “dietas frías”.

                       -  Horarios de ordeño y pastoreo adaptados.

                - Evitando caminatas largas durante las horas críticas.

Relevamientos realizados en tambos de diferentes cuen­cas muestran bajos niveles de adopción de estas medidas de adaptación (Taverna et al., Cuatrín, et al., Baudracco et al.). Por ejemplo, sólo el 20% de los tambos disponen de sombra suficiente para todas las categorías y menos del 10% disponen de sombra, ventilación y mojado en el corral de espera, considerando a esta instalación como una de la más adecuadas y efectivas para reducir el estés calórico.

En este sentido, el objetivo de esta publicación es des­cribir los componentes, las características constructivas y el funcionamiento de un sistema de ventilación mojado instalado hace 7 años en el corral de espera del Tambo Experimental del INTA Rafaela, y también validado por numerosos productores.

Estrés calórico 2

 

Sistemas de enfriamiento de vacas

Existen dos sistemas de enfriamiento para mejorar el confort y disminuir el estrés calórico:

                - Los que utilizan “gota fina” tipo neblina. Estos sis­temas son propuestos para ambientes donde la humedad relativa es muy baja (desiertos).

                Los que combinan el mojado utilizando “gota gruesa” y posterior ventilación forzada. Éstos son propuestos para ambientes donde se combinan situaciones de humedad relativa media y alta, con temperaturas elevadas.

Ambas alternativas pueden ser instaladas en corrales de espera de instalaciones de ordeño, corrales estabilizados para alimentación y galpones de encierro permanente. La situación más común es ubicarlos en la plataforma de alimentación.

Sistema de mojado y ventilación forzada propuesto por el INTA.

     - El Tambo Experimental del INTA Rafaela y actualmente “Tambo Roca” disponen de un sistema de mojado y ventilación forzada en funcionamiento. Se considera que esta alternativa resulta la propuesta técnica adaptada a las condiciones climáticas existentes en prácticamente todas las Cuencas Lecheras argentinas.

 

Sistema de ventilación y aspersión del Tambo Experimental del INTA Rafaela

Estrés calórico 3

Sistema de ventilación y aspersión de Tambo Roca

Estrés calórico 4

El sistema alterna un mojado del lomo del animal utilizando gota gruesa (3-5 mm de diámetro), con la posterior aplicación de ventilación forzada, acción que al evaporar el agua, genera el enfriamiento y bienestar del animal.

 

                         Tamaño de gota gruesa

Estrés calórico 5

Componentes del sistema, insta­lación y funcionamiento.

Se describe la instalación existente en ambos tambos del INTA, pre­tendiendo que la misma sirva como referencia y guía para productores que quieran instalar un sistema de similares características.

  1. 1.- Componentes del sistema

A continuación se presenta un es­quema general donde se indican los diferentes elementos que conforman el sistema de mojado y ventilación:

1. Aspersores

Son los utilizados para riego de jardi­nes. Estos aspersores o similares se encuentran disponibles en locales comerciales del rubro.

                        Altura de colocación: 3,5 m del piso.

Distancia entre aspersores: 4 m

Angulo de mojado regulable de 0 a 360º

Presión de trabajo: 2,1bares

Caudal por pico: 12,7 a 16,0 l/ minuto (8,5 a 10,6 litros por cada ciclo)

Tamaño de gota: 3-5 mm

Diámetro de mojado: 4,5 m a 1,2m (altura de la vaca).

Aspersores utilizados para el mo­jado.

2.- Ventila­dores

Responden a un diseño es­pecífico para esta actividad (no son comu­nes), existen de diferentes marcas co­merciales.

Estrés calórico 6

 

Material: Chapa galvanizada.

Alcance: Generan un cono de aire de 14 metros de alcance, situados a una altura de 2,7 m con una inclinación de 13º en dirección al suelo.

Estrés calórico 7

Flujo o caudal (Q) de aire generado: 34.000 m3/hora, con una velocidad de 2 m/s. Diámetro de la hélice: 1,25 metros.

Ubicación: el cono de aire debe tener una dirección con­traria al ingreso de las vacas a la instalación de ordeño (Figura 7).

Estrés calórico 8

 

Uno de los ventiladores instalados en Campo Roca

Plano de la instalación de los aspersores y ventiladores en el Tambo Experimental del INTA Rafaela.

Estrés calórico 9

 

                    3.- Electrobomba multietapa horizontal

Estrés calórico 10

                        Tipo: rotor multietapa (le confiere una presión de trabajo más constante)

                        Caudal nominal (Q): 17-90 (l/minuto).

                        Con protección térmica.

                        Electrobomba multietapa horizontal

  1. 4.- Válvula solenoide de 2 vías

                        Presión de trabajo mínima y máxima: 0,2 bar – 15 bares.

                        Temperatura máxima de funcionamiento: 80 ºC.

                        Válvula solenoide de 2 vías

Estrés calórico 11

4.- Filtro

Tipo “Y” en la línea.

                        Filtro tipo “Y”

Estrés calórico 12

5.- Tablero de comando

                        Vistas externa e interna del tablero de comando

Estrés calórico 13

Foto izquierda: Llaves de comando para encendido au­tomático/manual del sistema y de luces indicadoras de las tres fases.

Foto derecha: Disyuntor, térmica, borneras, contactor y relevo térmico para la electrobomba multietapa. Contactor y relevo térmico para los ventiladores y temporizador.

6. Sistema eléctrico

Al final de este artículo, se anexan los planos del sistema eléctrico del sistema de mojado y ventilación, diseñado específicamente para generar ciclos duración variable.

7. Funcionamiento de los ciclos de mojado y venti­lación forzada.

                        Se sugiere utilizar este equipo bajo las siguientes condiciones:

1. Ciclo de mojado de 40 segundos de duración. Esta combinación de tiempo/caudal implican una utilización aproximada de 1 lt/vaca/ciclo, 10 lt/as­persor/ciclo y entre 78 litros por aspersor por hora. Esta relación tiempo/caudal permite el mojado del lomo de la vaca sin que la lámina de agua llegue a la ubre, provocando la contaminación de los pezones.

Límite del mojado de las vacas.

2. Ciclo de ventilación forzada de 7 minutos para evaporar el agua. Con el objetivo de prolongar la vida útil de los ventiladores y lograr un consumo eléctrico más estable, el funcionamiento de los ventiladores puede ser continuo. Bajo esta alternativa, los ciclos estarían solo definidos por el mojado.

3. Aplicar como mínimo 3 ciclos completos (mojado + ventilación) a cada vaca antes de cada ordeño. Es ne­cesario considerar aproximadamente 30 minutos previos para esta actividad. Las investigaciones realizadas por el Dr. Flamenbaum demuestran que el efecto de confort logrado se prolonga por 2,5/3 horas posteriores.

Estrés calórico 14

 

En la media que operativamente se pueda aplicar con mayor frecuencia diaria este proceso de enfriamiento, mayores serán los beneficios productivos, reproductivos y sanitarios. GI

 

 

 

 


 

                        Autor/es: Miguel Angel Taverna, Jorge Emanuel Jesús Ghiano, Emilio Gerardo Walter, Laura Beatriz Gastaldi, Fernando Javier Solis y Matías Pairola.

Leer más ...

Uso eficiente de la energía en industria bovina de leche

Una de las inversiones que no se han establecido con la velocidad debida son los biodigestores, que nacen con la idea de mitigar la contaminación de gases de efecto invernadero generado por el estiércol del ganado bovino.

Igualmente se ha sumado el aprovechamiento del biogás para producir energía para la ordeña, energía calorífica para las calderas y sus desechos de materia orgánica como abono, favoreciendo a la fertilización en la producción de forrajes, todo ello con el objetivo de bajar costos.

Leer más ...

Parasitosis: Pérdidas Productivas e Impacto Económico

Los parásitos en los bovinos interfieren en la productividad y rentabilidad de las explotaciones ganaderas y lecheras en América Latina y en el mundo.

Hay claras evidencias que tanto los parásitos internos (nematodos gastrointestinales y pulmonares, Fasciola hepática) como los parásitos externos (garrapatas, ácaros de la sarna, mosca paletera, tórsalo, gusaneras y pio- jos) ocasionan mermas productivas importantes que resultan en pérdidas económicas para los ganaderos en general y los países en particular.

Leer más ...

Nuevos avances en la recepción de ganado en feedlot

El proceso de adaptación: las 3 patas

Comúnmente se entiende por adaptación al feedlot o corral del encierre al proceso de acostumbramiento o cambio de biota ruminal, pasando de una biota adaptada a fermentar forrajes o alimentos voluminosos, a otra adaptada a fermentar grandes cantidades de grano, en raciones altamente energéticas.

Leer más ...
Suscribirse a este canal RSS

SUSCRÍBASE A NUESTRO E- BOLETÍN

¡Reciba actualizaciones de nuestro
sitio y noticias de relevancia!
E-mail:
Nombre:
Seleccione su interés: